El mayor turrón del mundo se encuentra en el Museo de Productos Garrido de Rute y pesa más de una tonelada

Tres artesanos del obrador de pastelería Productos Garrido han estado trabajando durante más de 100 horas para elaborar el turrón más grande del mundo. Pesa 1.020 kilos y tiene 40 centímetros de espesor por 1,20 metros de ancho y 2,10 metros de largo. Esta es la gran novedad que presenta este museo dedicado a la historia del turrón y del mantecado y que todos los años recibe miles de visitas. “Siempre tenemos que preparar novedades para animar a los visitantes a que vengan a Productos Garrido”, explica Andrés Garrido, gerente de esta empresa ruteña.

“Hemos empleado la mejor materia prima, como es la miel, el azúcar, la clara de huevo y almendras”, detalla Andrés Garrido. El resultado es una tableta de turrón duro valorada en más de 6.000 euros, única en el mundo por sus dimensiones. “La anterior más grande se hizo en Jijona, pero solo tenía tres centímetros de grosor, por unos 70 metros de largo y 114 kilos de peso”, asegura Andrés. Para elaborar la que ahora se expone en este museo ruteño se necesitarían más de 5.000 tabletas normales de turrón, y solo en almendras se han empleado 550 kilos. Estas gigantescas dimensiones ya se han puesto en conocimiento de los autores del Libro Guinness de los Récords, aunque para inscribirlo hará falta cumplir con una serie de normas. Es tan grande esta tableta que se ha tenido que hacer en el interior del museo, ya que no hubiera podido entrar por su puerta, además de haber resultado complicado su transporte.
Al día de hoy, el turrón ya está totalmente cuajado, es compacto y macizo y, al verlo, a uno lo que se le vienen a la cabeza son las ganas de hincarle el diente, aunque claro, hay que ser muy goloso para terminar con este turrón. “Cuando pase la campaña tenemos idea de montar una fiesta degustación con los niños del pueblo, hasta que entre todos nos comamos el turrón”, ha adelantado Andrés Garrido.

La campaña de Navidad se presenta este año con muy buenas expectativas para la industria del mantecado, turrón y licores de Rute. Hay ya ambiente otoñal, han caído las primeras lluvias, ha refrescado y esto propicia el aumento de turistas que llegan a Rute buscando estos deliciosos productos de temporada. Ya se percibe el olor a la almendra tostada de sus obradores y la malahúva de sus destilerías, porque en Rute huele ya a Navidad.
Fuente de la información: Diario Córdoba
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Turrón tableta Rute más grande mundo Garrido museo. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s